La Batalla de Adra

Manuel Cortés (PP), en busca de una reñida mayoría absoluta por la Alcaldía de Adra

Teresa Piqueras (PSOE), Manuel Cortés (PP) y María Esther Gómez (PPA), candidatos en Adra.

Teresa Piqueras (PSOE), Manuel Cortés (PP) y María Esther Gómez (PPA), candidatos en Adra. / Diario de Almería

La ciudad de Adra está presta y dispuesta para dirimir su futuro de cara a los próximos cuatro años. A las elecciones municipales del domingo concurren hasta cuatro candidaturas, dos menos que en los comicios celebrados en el año 2019, tras no presentarse a este inminente proceso electoral ni Ciudadanos ni Izquierda Unida.

Manuel Cortés, regidor de la ciudad milenaria desde el año 2015, optará a la reelección siendo cabeza de lista del Partido Popular. Cortés buscará reeditar los buenos resultados obtenidos en 2019, donde obtuvo diez concejales (uno más que en el anterior precedente) gracias a los 4.507 votantes que depositaron su confianza en él. La lista del PSOE logró aunar un total de 3.406 votos, quedando de este modo relegada a la oposición. Entonces el Ayuntamiento abderitano quedó conformado por los diez ediles de la formación popular; siete del PSOE; dos de VOX; uno de Ciudadanos y otro de Plataforma por Adra, obligando así a la candidatura vencedora a buscar apoyos para poder formar gobierno.

Tres viejos conocidos y una cara nueva

Tras una legislatura marcada por los estragos de la pandemia y del conflicto entre Rusia y Ucrania, el candidato a la reelección por el Partido Popular, volverá a tener como principal rival política a María Teresa Piqueras, cabeza de lista del PSOE. Piqueras concurre a estos comicios con el firme propósito de mejorar los guarismos obtenidos cuatro años atrás y de convertir al municipio en una “ciudad cuidadora” implementando medidas que sirvan para respiro familiar como la construcción de una ludoteca municipal en la que los niños y niñas “puedan pasar las tardes aprendiendo y siendo atendidos”. La agricultura, el turismo y el desarrollo económico serán otros de los ejes vertebradores de la propuesta socialista. “En Adra lo tenemos todo, solo queda que los abderitanos y abderitanas defiendan lo que piensan votando ese cambio tan necesario”, ha resaltado la candidata a lo largo de la campaña electoral.

Por su parte, María Esther Gómez Fernández optará a la Alcaldía por Plataforma por Adra buscando superar el único representante obtenido en los comicios anteriores y acercarse a los tres cosechados en el año 2015. Abogada de profesión, Gómez Fernández asegura presentarse “para ganar” aunque matiza tener los pies en el suelo. Entre las principales medidas a adoptar por su candidatura, en el caso de ostentar el bastón de bando, se encuentran revertir “la privatización de los servicios municipales” y su encarecimiento, al tiempo que desde su formación buscarán fomentar el turismo y desestacionalizarlo más allá de los meses de temporada alta.

Mientras, la única de las candidaturas que presenta una cara nueva es la de VOX, que ha aupado a María Azucena López como cabeza de lista para mejorar los 1.048 votos obtenidos en las últimas elecciones. Bajo el eslógan ‘Cuida lo tuyo’, la formación de Santiago Abascal concurre a estos comicios municipales con el afán de evitar la fuga de jóvenes del municipio ante la falta de oportunidades y vivienda y de un sector servicios de calidad, tal y como ha reflejado la propia candidata durante la campaña electoral. Ha destacado López, asimismo, la importancia de cuidar la cultura abderitana fomentando sus “costumbres y tradiciones y sirviendo como reclamo turístico”.

Así las cosas, la batalla electoral por hacerse con el mando de la ciudad de Adra, uno de los enclaves con mayor patrimonio histórico y cultural de la provincia, está servida. Las urnas dictaminarán este domingo si el PP renueva su mandato o si, por el contrario, se dan por finalizados veinte años de gobierno popular ininterrumpidos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios