Almería

La compañía NBQ de la Legión desinfecta dos residencias de ancianos en Málaga y Albacete

  • Los legionarios llevan desplegados en la capital y otros municipios como Vera y Huércal-Overa desde hace una semana, en labores de vigilancia y apoyo a los Cuerpos de Seguridad del Estado

  • El Grupo de Caballería colabora en la habilitación de un nuevo ala del hospital Virgen de las Nieves en Granada y también patrulla por las céntricas calles y puntos críticos

La compañía NBQ de la Legión asume labores de desinfección de residencias de ancianos en Málaga y Albacete La compañía NBQ de la Legión asume labores de desinfección de residencias de ancianos en Málaga y Albacete

La compañía NBQ de la Legión asume labores de desinfección de residencias de ancianos en Málaga y Albacete

La compañía NBQ de la Bandera del Cuartel General de la Brigada de la Legión Rey Alfonso XIII ya ha realizado las primeras tareas de desinfección y limpieza en la batalla que las Fuerzas Armadas están librando contra el coronavirus en el marco de la Operación Balmis por la que se han desplegado más de 2.600 militares prácticamente en todas las grandes ciudades del país. Los caballeros legionarios de unidades como el Tercio don Juan de Austria, el Grupo de Artillería y la Bandera de Zapadores llevan desplegados desde mediados de mes en labores de vigilancia y apoyo a los Cuerpos de Seguridad del Estado en las infraestructuras estratégicas y zonas de mayor afluencia de la capital y otros municipios de la provincia como Vera y Huércal-Overa.

A petición del Ministerio de Defensa, la Brigada de la Legión, punta de lanza a la vanguardia del Ejército de Tierra, se incorporó a las labores de control a pie de calle dando soporte al trabajo de Policía Nacional y Guardia Civil tras decretarse el estado de alarma, con el objetivo de proporcionar seguridad y tranquilidad a la población y garantizar el correcto funcionamiento y acceso a servicios públicos tan importantes como los hospitales, puerto, estaciones de tren, Intermodal y aeropuerto, sin olvidar otras instalaciones de tránsito especial como supermercados y centros comerciales. A estas patrullas permanentes durante el confinamiento en la provincia y en Ronda, donde está el acuartelamiento de Montejaque del Tercio Alejandro Farnesio 4º de la Legión, se han sumado desplazamientos a Granada para realizar las funciones de vigilancia en los puntos calientes y el apoyo a la UME en su desinfección de instalaciones como la del hospital Virgen de las Nieves. Precisamente en este centro tan castigado por el elevado número de pacientes ingresados por COVID-19, el Grupo de Caballería colaboró activamente en los trabajos para habilitar un ala del hospital.

Legionarios en la habilitación de un nuevo ala en el hospital Virgen de las Nieves de Granada Legionarios en la habilitación de un nuevo ala en el hospital Virgen de las Nieves de Granada

Legionarios en la habilitación de un nuevo ala en el hospital Virgen de las Nieves de Granada / FUTER

El siguiente reto que ha asumido la Brigada de la Legión ha sido el de entrar de lleno en la desinfección de instalaciones críticas como las residencias de mayores por la vulnerabilidad de la tercera edad al coronavirus. Una quincena de legionarios de la Compañía NBQ ha protagonizó días atrás la limpieza especial del geriátrico Virgen de Flores de Álora en Málaga y en las últimas horas han completado esta encomienda en la residencia Núñez de Balboa en Albacete en respuesta a la activación solicitada al Ministerio de Defensa por la Delegación del Gobierno en Castilla-La Mancha. Los legionarios de la compañía NBQ (Nuclear, Bateriológico y Químico) disponen del material más avanzado para realizar todo tipo de descontaminación, como los equipos y trajes de protección, por lo que pueden ir asumiendo estas tareas que desde el inicio de la crisis ha canalizado casi por completo la UME.

Durante su estancia en tierras manchegas, la Legión ha recibido la cobertura de la Guardia Civil y el apoyo logístico del Centro Nacional de Adiestramiento de Chinchilla que dispone de instalaciones propias como la base aérea de Albacete. Es la primera vez que los legionarios participan en un despliegue de estas características, una medida excepcional adoptada por el Gobierno para tratar de contener los efectos del coronavirus, si bien la Brigada de la Legión, con una treintena de despliegues en el exterior desde que se estrenó en el conflicto de los Balcanes en 1992, cuenta con una larga trayectoria de intervención en emergencias y catástrofes naturales como las inundaciones de Málaga de 1989, el desastre del Prestige en 2002, el terremoto de Lorca en 2011 o los daños por la gota fría en el Levante en 2014 por la que fueron reconocidos con la Medalla al Mérito de la Protección Civil del Ministerio del Interior.

Recientemente, a finales del año pasado, también se sumaron en varia localidades murcianas a las labores de rescate y obras de reconstrucción de los graves daños que sembró la DANA y en Almería estuvieron a punto de intervenir en la inundación del camping de Cabo de Gata, pero finalmente no fue necesario y se desmovilizaron los equipos operativos al quedar el problema resuelto por efectivos de bomberos y Protección Civil. La Legión, que este año celebra su centenario, se ha sumado dentro y fuera de la provincia a la guerra contra el coronavirus.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios