Almería

Última tecnología y mobiliario de diseño para abrir el Mesón Gitano

  • La realidad aumentada recreará la vida del poblado andalusí hallado en las excavaciones arqueológicas a los pies de la Alcazaba 

Maqueta de cómo será el museo del Mesón Gitano, con los expositores de diseño de lamas y pantallas táctiles, y el skyline bajo las ventanas. Maqueta de cómo será el museo del Mesón Gitano, con los expositores de diseño de lamas y pantallas táctiles, y el skyline bajo las ventanas.

Maqueta de cómo será el museo del Mesón Gitano, con los expositores de diseño de lamas y pantallas táctiles, y el skyline bajo las ventanas.

Dentro de medio año, el Mesón Gitano terminará su largo periplo desde que comenzaran las obras de construcción de este edificio a los pies de la Alcazaba, allá por el año 2013, con la apertura al público del que será uno de los grandes reclamos turísticos de Almería. La última fase, la ejecución del proyecto de musealización, está en marcha de la mano de la empresa especializada en trabajos creativos y de innovación Avanzia Aplicaciones que, con más de 15 años de experiencia en el área audiovisual y tecnológica, ha tenido entre sus clientes a McDonalds o Vodafone. Ahora, son los almerienses de los siglos XI y XIII los que serán ‘actualizados’ con la última tecnología y mobiliario de diseño.

Pantallas táctiles e interactivas, videowall, tabletas y aplicaciones con realidad aumentada le servirán a los visitantes para comprender el alcance del yacimiento descubierto, un poblado de viviendas tipo cueva, que lo distingue de otros hallazgos, completamente estructurado.

Siguiendo las pautas de la empresa Patrimonio Inteligente, encargada de la redacción del proyecto de musealización, Avanzia devolverá a la ‘vida’ a los antiguos habitantes de las 17 casas cueva, cuyos patios, calles y estancias quedarán completadas con hasta 150 piezas y fragmentos arqueológicos hallados en la zona y las antiguas monedas de oro de la ciudad encontradas en excavaciones anteriores, y que se encuentran custodiadas por un banco.

Son parte del material expositivo en vitrinas para cuya explicación, Avanzia se encargará de la instalación de los soportes tecnológicos, como las pantallas táctiles que se distribuirán a lo largo del recorrido, dividido en cinco ejes: La excavación y puesta en valor de Mesón Gitano; los restos constructivos de Mesón Gitano; Cultura material, economía y vida cotidiana; el Paisaje Urbano.; y la Almería Almohade.

Estas pantallas táctiles tendrán incluida dos tipos de App. Por un lado, ofrecerán información adicional a la del panel gráfico donde está incluida. Y por otro lado, también se accede a la App de realidad aumentada de reconstrucción infográfica de los restos arqueológicos conservados en el Mesón Gitano. “De esta manera facilitamos el acceso a la App de realidad aumentada a los visitantes que no tengan dispositivos donde poder descargársela, o no dispongan de datos web o no les sea posible descargarse la aplicación en su propio dispositivo”, explica la empresa en su oferta, que ha convencido también al Ayuntamiento por el diseño de lamas del mobiliario expositivo, en el cual queda incorporado un skyline de Almería.

Los técnicos municipales han valorado, además, la nueva propuesta para los módulos de los recursos museográficos (vitrinas mesa, modulo videowall y módulos expositivos) para conseguir una mayor permeabilidad visual, favorecer la accesibilidad y optimizar la circulación dentro de la sala.

Otra recreación del mobiliario expositivo ideado para el Mesón Gitano Otra recreación del mobiliario expositivo ideado para el Mesón Gitano

Otra recreación del mobiliario expositivo ideado para el Mesón Gitano

Accesibilidad

Una de las características del proyecto sobre las que se ha trabajado de forma minuciosa es la accesibilidad física y visual del Mesón Gitano. La solución planteada por la empresa contratada por el Ayuntamiento de Almería ha sido plegar los grandes mobiliarios para hacer los pasos entre ellos y paisajes urbanos superiores a 2,5 metros. “Esto consigue que la sala quede más recogida y los pasos sean mas favorables para grandes grupos o personas en sillas de ruedas”, detallan.

De igual manera las vitrinas mesa se han afilado en su base, para que formen un triángulo invertido, consiguiendo que las personas en silla de ruedas puedan acercarse lo suficiente para leer u observar el contenido del expositor sin ningún problema. “La gráfica ha sido ajustada de manera que el contraste entre fondo y texto mejore la legibilidad, y los textos se han dimensionado correctamente para que puedan ser leídos sin problemas por personas de cualquier edad”.

Otra mejora indicada es la simplificación de los paneles que miran al yacimiento, en los que “se ha conseguido que al no tener parte inferior los niños puedan observar las ruinas, al mismo tiempo que leen el panel”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios