UD ALMERÍA

Fran Fernández: "Me ha sorprendido Samú Costa, aporta jerarquía y equilibrio"

  • Fran Fernández estrena 2021 hablando para Diario de Almería de su frustrado paso por el CD Tenerife y analiza a su ex, la UD Almería, poniendo en valor el modelo de juego establecido por José Gomes

Fran Fernández en una imagen durante su etapa en Tenerife. Fran Fernández en una imagen durante su etapa en Tenerife.

Fran Fernández en una imagen durante su etapa en Tenerife. / @franfermister (Tenerife)

Fran Fernández pasa las fiestas navideñas en familia tras regresar de Tenerife a mediados de diciembre lamentando no haber podido llevar a buen puerto el ambicioso proyecto del conjunto chicharrero. El técnico almeriense confiesa ver todos los partidos de la UD Almería y pone en valor el trabajo de José Gomes al frente del equipo, destacando el trabajo de Samú Costa en la medular. 

¿Qué tecla cree que le faltó pulsar para que funcionase la aventura en Tenerife?

–Después de haber realizado un análisis más tranquilo transcurrido un tiempo de todo lo ocurrido creo sinceramente que estábamos encontrando las teclas adecuadas en las últimas semanas. En esos días al equipo solo le faltó acierto en las áreas porque íbamos creciendo y el juego daba muestras que siempre estábamos más cerca de ganar que de lo contrario. Al final los resultados no se dieron a pesar de la mejoría del equipo y no se tuvo paciencia en el proyecto.

Acumula ya tres experiencias diferentes en Segunda. ¿Dónde cree que ha aprendido más, en Almería, Alcorcón o Tenerife?

–Al final se trata de evolucionar y en cada una de las etapas he tenido un aprendizaje experiencial. Ahora me siento mucho más preparado y mejor entrenador que cuando subía al primer equipo en momentos muy complicados o cuando salí por primera vez fuera de casa a Alcorcón, pero quizás en esta última etapa en Tenerife, donde es la primera vez que no se obtienen los resultados desde el inicio, es donde más he madurado porque ha sido muy complicado trabajar en el día a día y esto sin duda me va a ayudar en el futuro.  

Desde fuera parece que en Tenerife no acompañó el famoso entorno, incluso ‘cazaron’ a un par de jugadores en un club de alterne...

–La complejidad del entorno sabíamos que existía cuando aceptamos la propuesta y consideraba que asumirla también me ayudaría en mi evolución, pero es cierto que hasta que no estás dentro no tienes consciencia de que es bastante más complicado de lo que podías imaginar. Aunque desde el inicio nos intentábamos centrar en lo que ocurría en cada entrenamiento y en los partidos, ocurrieron varios episodios durante los primeros meses que no ayudaron demasiado.

¿Piensa que si la directiva hubiera tenido más paciencia habrían terminado cumpliendo los objetivos marcados?

–Estoy totalmente seguro que la permanencia tranquila se iba a conseguir, aunque pienso que las expectativas estaban más altas y si consideraban que había que pelear por el ascenso la realidad es que los resultados en estos primeros meses no fueron los idóneos para este objetivo. En esta competición pienso que hay que tener objetivos más a corto plazo y sin olvidar que el primero siempre tiene que ser la permanencia, tenemos ejemplos recientes de las últimas temporadas donde clubes muy importantes y con plantillas de un nivel top han descendido. Todo lo que tus expectativas sobrepasen a la realidad para mí se llama presión extra y no ayuda nada.

FF: "La diferencia de este curso respecto al anterior es que se siguió confiando en el técnico y su staff”

Como ex de la UDA imaginamos que seguirá las evoluciones del equipo, ¿qué le parece el papel que está desempeñando José Gomes en el banquillo?

–Intento ver todos los partidos de la UDA y creo que el equipo ha ido creciendo con el paso de los partidos con un modelo muy definido de juego y ese trabajo hay que reconocérselo a José Gomez. Para mí, la diferencia de esta temporada con la anterior es que a pesar de encadenar malos resultados en unas jornadas se siguió confiando en el entrenador y en su staff. Eso es fundamental para seguir una línea de trabajo y no tener que empezar de nuevo con todo lo que conlleva. 

A usted le tocó vivir una etapa en la que se peleaba por eludir el descenso y cumplió con nota, ¿se imagina haber podido disponer del potencial deportivo actual?

–Es cierto que cada vez que tuve la oportunidad de entrenar al equipo se pudieron conseguir los objetivos y ahora toca disfrutar de este potencial deportivo desde fuera. El club ha crecido mucho en poco tiempo desde todas las áreas y sería bueno para establecerse como club importante a nivel nacional y también para la ciudad que se consiguiera el ascenso.  

¿Ve al Almería en Primera el curso que viene? Mallorca, Espanyol y Leganés parece que no se lo pondrán fácil al segundo proyecto de Turki Al-Sheikh.

–Ahora mismo el equipo tiene una pinta extraordinaria y con margen de mejora aún, por lo que va a ser un claro candidato, pero de ahí a conseguir el ascenso con el nivel de los rivales que tiene no va a ser nada fácil.  

¿Qué jugador del conjunto rojiblanco le ha llamado especialmente la atención?

–El futbolista que más me ha sorprendido porque no lo conocía tanto como al resto ha sido Samu Costa, creo que le da al equipo equilibrio y jerarquía en medio campo a pesar de su juventud. Pero lo importante es que tiene una proyección brutal y además está muy bien acompañado con jugadores más contrastados como Morlanes, De la Hoz o Petrovic. De todos modos, es muy complicado destacar a nivel individual en una plantilla con tanto nivel. 

¿De cara al futuro próximo seguirá contando en su equipo de trabajo con Héctor Berenguel y Maikel?

–Siempre que ellos quieran también, por supuesto, porque junto a Cristóbal Fuentes [preparador físico] tenemos mucha confianza unos en los otros y me han demostrado que son unos grandísimos profesionales y un gran apoyo también en lo personal, sobre todo en momentos difíciles.

¿Qué le pide a 2021 y cómo ha llevado el alejamiento familiar?

–Como no puede ser de otra manera muchísima salud y que ojalá aprendamos de lo ocurrido en 2020. Estar lejos de familia y amigos es sin duda lo peor de esta profesión y más cuando no se pasa bien por los resultados, es duro, pero este trabajo es mi pasión y me siento un privilegiado por llegar a dedicarme a ello profesionalmente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios