Deportes

Las tapas, excusa para compartir y convivir con los viejos amigos

  • La Feria del Mediodía se convierte en el rincón en el que los abruceneros se dan cita para disfrutar de la fiestas a plena luz del sol, como hicieron muchos ayer en los chiringuitos instalados en la calle Balsillas

Abrucena ya vive sus fiestas grandes en honor a San José. La toma de la plaza, que consiste en un concierto a cargo de la Agrupación Musical Musimix, da el pistoletazo de salida a la diversión, que se prolongará durante nueve días, pues estas fiestas llegarán a su final el domingo 20 de mayo. Tras este concierto, celebrado en la plaza del Ayuntamiento, se abren las puertas de los ambigús de la Feria del Mediodía. Ayer en la calle Balsillas muchos abruceneros celebraban el inicio de estos festejos, como Javier, Pepe, Juan y María Elena, que disfrutaban de una cervecita en el chiringuito Café Bar Sánchez. Ellos empezaron solos a disfrutar del tapeo, pero a la hora del café el grupo de amigos ya sumaba más de una docena de personas.

Entre amigos, también disfrutaron la Feria de Día en el ambigús del bar La Peralta el grupo formado por Estefanía, Sonia, José, Juanjo y Torres. "Hay mucho ambiente y merece la pena venir a disfrutar con nosotros estas fiestas", decía Estefanía, que llegó ayer de Málaga donde trabaja. A sus palabras, Juanjo aseguraba: "Con las tapas y el sol aquí no se está mejor que en ningún otro sitio".

En el ambigus El Peralta vivían también esta fiesta el grupo de Sonia, Paz, Mari, Juan Diego, Rocío, Nani, Yuli, Puri y Chelo o los amigos Barry, Moya, Jorge, Barry Junior y Juan Diego, algunos pertenecientes a la Agrupación Musimix. Se les reconocía por su camisa blanca con el escudo bordado. Pero la Feria del Mediodía, excusa perfecta para degustar la mejor gastronomía de la comarca, también se celebra en otros rincones del municipio, como la zona de las Chinas.

Así han comenzado unos festejos que en su primera jornada la diversión se sintió hasta bien entrada la madrugada. Y es que se celebró a medianoche la lectura del pregón, la coronación de las reinas y míster de las fiestas 2012 y una animada verbena. Y es que no solo los mayores bailan en la plaza, en Abrucena los jóvenes también animan -y mucho- la verbena.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios