España

Un independentista de extrema derecha acepta 15 meses por llamar a las armas

  • Publicó un mensaje en Facebook en el que hacia un llamamiento directo a la violencia:  "Vamos a reventar a los españoles"

  • Acusado de un delito de odio, por el que la Fiscalía pedía tres años de prisión, ha llegado a un acuerdo de conformidad para reducir la condena

Un grupo de los Comités de Defensa de la República (CDR) levantan las barreras en la salida de la AP-7 en Gerona durante las horas centrales de la operación retorno del pasado puente de la Constitución. Un grupo de los Comités de Defensa de la República (CDR) levantan las barreras en la salida de la AP-7 en Gerona durante las horas centrales de la operación retorno del pasado puente de la Constitución.

Un grupo de los Comités de Defensa de la República (CDR) levantan las barreras en la salida de la AP-7 en Gerona durante las horas centrales de la operación retorno del pasado puente de la Constitución. / David Borrat (EFE)

Comentarios 5

Un simpatizante de grupos de extrema derecha independentista ha aceptado este miércoles ante la Audiencia de Barcelona una pena de quince meses de cárcel por llamar a "reventar" españoles y a defender que el pueblo catalán se armara, en mensajes publicados en su cuenta de Facebook.

En la sección sexta de la Audiencia de Barcelona se ha celebrado este miércoles por la mañana el juicio contra Héctor M. C., acusado de un delito de odio, por el que la Fiscalía pedía para él, inicialmente, una pena de tres años de prisión, aunque las partes han llegado a un acuerdo de conformidad que ha reducido la condena a quince meses de prisión.

El investigado, que ha reconocido los hechos por los que se le acusaba, ha aceptado una pena de quince meses de cárcel y una multa de 725 euros, por lo que no tendrá que cumplir la condena con la condición de no cometer ningún delito dentro del período de tres años.

Además, el ministerio público ha solicitado que el acusado participe en dos programas sociales, uno de Derechos Humanos y Aceptación de la Diversidad y otro de control de comportamientos violentos que, según el Fiscal, garantizarán que "no vuelva a reincidir".

Mensajes en Facebook

Los hechos por los que Héctor M.C. ha sido condenado se remontan a noviembre y diciembre de 2017, poco después de la celebración del referéndum del 1-O, cuando el investigado insertó varios contenidos en Facebook con una "clara incitación a la comisión de hechos violentos o la defensa del uso de las armas".

El procesado, que era el titular de una cuenta pública en esta red social, expresaba su simpatía "con la violencia para la defensa de sus ideas independentistas".

En esta cuenta, el investigado también manifestaba su apoyo a grupos ultras de fútbol de "carácter violento" como los Boixos Nois, así como su afinidad con organizaciones de extrema derecha e independentista con un fuerte componente de rechazo a la presencia de musulmanes en Cataluña y a los españoles "en general".

Por ejemplo, en fecha del 5 de noviembre de 2017 publicó un mensaje en el que hacia un "llamamiento directo a la violencia" contra los españoles: "Vamos a reventar a los españoles", según el relato de hechos que el procesado ha aceptado.

En la misma publicación se podía ver un emblema compuesto por la estelada y el nombre de Escamots Catalans, denominación que recibió una organización paramilitar creada por el partido Estat Català, que en la década de 1930 protagonizó varios actos violentos.

Al ver las reacciones que provocó en otros usuarios, el propio acusado retiró de su perfil de Facebook el mensaje, aunque un mes más tarde, el 19 de diciembre, publicó una imagen en la misma red social en la que aparecía simbología de la extinta organización terrorista Terra Lliure, además del lema de esta organización: Poble armat, poble respectat.

Según la Fiscalía, si bien dicho comentario no puede considerarse que enalteciese o justificase el terrorismo, difundía la necesidad que el pueblo catalán se armase para ser respetado, "haciendo con ello una defensa del uso de las armas".

Por todo esto, el ministerio público pedía una pena de tres años de cárcel y una multa de 3.250 euros para Héctor M.C. al considerarlo autor de un delito de odio, sin embargo, el Fiscal ha reducido la condena a quince meses de cárcel y una multa de 725 euros. º

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios