bajo andarax

Jaque mate a los vertidos

  • El Pleno de la Mancomunidad avanza que la Diputación y el Ayuntamiento de Gádor ayudan a Cítricos del Andarax S.A. para acabar con las filtraciones

La Mancomunidad de Municipios, que aglutina a siete pueblos, celebró sesión plenaria este pasado jueves. La Mancomunidad de Municipios, que aglutina a siete pueblos, celebró sesión plenaria este pasado jueves.

La Mancomunidad de Municipios, que aglutina a siete pueblos, celebró sesión plenaria este pasado jueves. / d. a.

La Mancomunidad de Municipios del Bajo Andarax ha desvelado en el último pleno celebrado hace unos días para llevar a cabo la aprobación de su presupuesto para este año que ya se está trabajando en un proyecto que está en "estado muy avanzado" para acabar con los vertidos al río que se están produciendo por parte de la empresa Cítricos del Andarax S.A. Según ha desvelado el ente a través de un comunicado de prensa, existe un "el compromiso firme por conectar sus vertidos con la red general de depuración lo antes posible" y para ello la Diputación Provincial y el Ayuntamiento de Gádor están trabajando en el citado proyecto que pasaría por conectar con tuberías por el curso de la rambla desde la fábrica de zumos hasta la conexión de El Ruiní.

El presidente de la Mancomunidad, Juan Antonio Almansa, apuntó durante el pleno que espera que las obras puedan estar terminadas antes del verano "para que no se acentúe el problema de malos olores y presencia de mosquitos en las zonas colindantes al cauce" y acabar así con una tensión política e institucional dentro del seno de la Mancomunidad tras el último enfrentamiento entre Almansa y el alcalde de Huércal de Almería, Ismael Torres, al reclamar este último que se "solucione de manera definitiva, efectiva y urgente los problemas de vertidos de aguas fecales al Río Andarax , que han vuelto a reproducirse tras algunos meses sin existir".

Para este año el ente comarcal contará con un presupuesto de 588.000 euros

Unas declaraciones que provocaron que el presidente de la Mancomunidad respondiera con el dedo acusador y explicase que "no son aguas fecales, se trata de vertidos generados por una importante empresa de zumos en Gádor". "La Mancomunidad es consciente de un problema abordado en las últimas juntas gestoras que también ha sido expuesto por alcaldes de la comarca. Todos ellos han tratado este tema con total discreción para no perjudicar a las empresas afectadas, y mucho menos a los numerosos trabajadores del sector", lamentaba.

En otro orden de cosas, el Pleno de la Mancomunidad ha aprobado en el pleno ordinario celebrado este jueves el presupuesto de 2018. El ejercicio económico asciende a 588.000 euros y salió adelante con ocho votos a favor (7 PSOE, 1 IU) y cuatro abstenciones (PP).

El presupuesto mantiene un equilibrio de gastos e ingresos, e incluye las aportaciones mensuales que siguen realizando los siete ayuntamientos de la comarca para costear la depuración de aguas residuales, tras la conexión de los vertidos municipales a la depuradora de El Bobar el pasado 1 de junio. En este sentido, se está a la espera de que la Comisión Consultiva de Contratación de Andalucía emita el informe solicitado por la Mancomunidad para determinar si el coste de depuración estaba o no incluido anteriormente en el servicio del ciclo integral del agua que gestiona la empresa concesionaria Aqualia.

Por otra parte, la Mancomunidad informó de la entrada en vigor del canon de saneamiento sobre consumos municipales, tal y como establece la Ley del Agua de la Junta de Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios