Almería

El Comedor Social de La Milagrosa pasa de 90 comensales a 140 en esta crisis sanitaria

  • Debido a las recomendaciones del Gobierno, han tenido que cerrar el comedor entregando los menús diarios en bolsas a todos los usuarios

Cola a la puerta del Comedor Social La Milagrosa para hacerse con el menú diario. Cola a la puerta del Comedor Social La Milagrosa para hacerse con el menú diario.

Cola a la puerta del Comedor Social La Milagrosa para hacerse con el menú diario. / Rafael González

El Comedor Social de La Milagrosa, en pleno centro de la capital almeriense, ha visto aumentado el número de comensales diarios desde que se decretase el estado de alarma el pasado 13 de marzo. “Hemos pasado de unos 90 a unos 140 que vienen actualmente”, indica la Madre Superiora de las Hijas de la Caridad, Sor María de los Ángeles.

Toda la comida la sirven en tapers que entregan diariamente a los comensales. Toda la comida la sirven en tapers que entregan diariamente a los comensales.

Toda la comida la sirven en tapers que entregan diariamente a los comensales. / Rafael González

La derivada crisis económica que arrastra esta crisis sanitaria ha hecho que muchas personas tengan que acudir a este comedor social a buscar un sustento alimenticio diario para ellas o para familiares. “Han vuelto a venir muchas personas que ya no venían. Algunos desfavorecidos que pedían en las parroquias, otros que estaban buscándose la vida con la chatarra o algunos que estaban de aparcacoches e iban tirando, han vuelto a necesitar nuestra ayuda”, indica Sor María de los Ángeles.

El comedor, vacío y cerrado hasta que el Gobierno lo permita. El comedor, vacío y cerrado hasta que el Gobierno lo permita.

El comedor, vacío y cerrado hasta que el Gobierno lo permita. / Rafael González

Pero sin duda, la situación estremecedora pasa por esas personas que, por desgracia, han tenido que acudir a este comedor por vez primera. “El otro día vino una madre que no tenía ni para darle de comer a sus hijos. También están viniendo muchas personas relacionadas con la hostelería, incluso el gerente de un bar que depositó todos sus ahorros en el establecimiento y que ahora se ha quedado en la calle, sin trabajo y sin ayudas”, indica la Madre Superiora.

Las Hijas de la Caridad llevan un orden diario de las comidas. Las Hijas de la Caridad llevan un orden diario de las comidas.

Las Hijas de la Caridad llevan un orden diario de las comidas. / Rafael González

El comedor, que en el principio de esta pandemia dispensaba los alimentos por turnos, se ha tenido que adaptar a las nuevas normas sanitarias y actualmente reparte sus menús diarios en tapers y en bolsas en detrimento de las bandejas habituales servidas en mesa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios