Tribunales

Le piden 14 años por asfixiar con un cojín a la mujer que le vendía droga

  • Los hechos tuvieron lugar en la vivienda que, según informó en su día la Policía, la víctima utilizaba como punto de venta

Imagen del interior de la vivienda en la que tuvieron lugar los hechos. Imagen del interior de la vivienda en la que tuvieron lugar los hechos.

Imagen del interior de la vivienda en la que tuvieron lugar los hechos. / C.N.P. (Almería)

La Fiscalía de Almería ha solicitado 14 años de prisión para un hombre acusado como presunto autor del homicidio de una mujer de 48 años y de origen argentino, cuya casa era utilizada como un punto de venta de sustancias estupefacientes.

La calificación del fiscal, consultada por este periódico, señala que lo hechos tuvieron lugar entre las nueve y media de la noche del 6 de marzo de 2018 y las tres y media de la madrugada del día siguiente en la casa de la víctima en la calle Agua Amarga de Almería.

En dicho domicilio se encontraban la mujer y el acusado, J.C.P.L., al que el fiscal define como “amigo, cliente y colaborador” de la finada. Según el Ministerio Público, se inició una discusión entre ambos en la que, tras haberla golpeado, el investigado presuntamente cogió un cojín y, “con intención de acabar con su vida”, se lo puso en la cara, asfixiándola.

Reclaman el pago de 120.000 euros a los herederos legales de la víctima mortal

Así, se produjo la muerte de la mujer por anoxia anóxica secundaria a asfixia mecánica por sofocación, debida a la “oclusión extrínseca de las vías respiratorias”. El Ministerio Público acusa al investigado por un delito consumado de homicidio por el que solicita una pena de 14 años de prisión. Asimismo, reclama que J.C.P.L. indemnice con 120.000 euros a los herederos legales de la víctima por la muerte de ésta, excepto en el caso del hijo de la mujer, debido a que no ha reclamado ser indemnizado por su homicidio.

El caso es bien conocido, ya que el 13 de marzo del año pasado la Policía Nacional informaba en una notade que sus agentes habían detenido a un hombre como presunto autor de delitos de homicidio, robo con violencia y contra la salud pública.

La Comisaría Provincial aclaraba que la víctima, una mujer de 48 años y de origen argentino, fue hallada sin vida en su domicilio no presentando ninguna herida o lesión, por lo que en un principio todo hacía pensar que podía tratarse de una muerte natural. Fue también la Policía Nacional la que especificó que el domicilio donde fue localizada la fallecida era utilizado como punto de venta de sustancias estupefacientes.

La investigación policial comenzó el propio día 7 de marzo, cuando en dicho domicilio de la calle Agua Amarga fue localizado el cadáver de la mujer. En un primer momento la causa del fallecimiento parecía ser muerte natural, pero tras una minuciosa inspección técnico policial y tras realizarse la correspondiente autopsia se determinó que en realidad se trataba de una muerte violenta por asfixia.

Lo mismo que ahora, más de un año y medio más tarde el Ministerio Público contempla en su calificación provisional, si bien deja fuera dos de los delitos por los que J.C.P.L. fue arrestado por la Policía Nacional, en este caso uno contra la salud pública y otro de robo con violencia.

El fiscal ha interesado que declaren hasta 14 testigos y 23 agentes de la Policía Nacional, entre otros, además de numerosas periciales médicas, genéticas y documentales que tendrán que reproducire durante la vista oral contra el acusado, sin fecha concreta para su celebración, por el momento.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios