JUDO

Los judocas de la Escuela KSV Syngenta se preparan con ilusión para competir en marzo

  • León Granda, director de la escuela, ha expresado que “la responsabilidad de los deportistas hace del judo un deporte seguro”

Judocas de la Escuela KSV Syngenta. Judocas de la Escuela KSV Syngenta.

Judocas de la Escuela KSV Syngenta. / D.A. (Almería)

El deporte no para en la ciudad de Almería. Tanta es la pasión que los 126 judocas de la Escuela Deportiva Municipal Alianza KSV Syngenta se han adaptado a la nueva normalidad con entrenamientos reducidos y esta fórmula en la que se combina la distancia y la mascarilla han hecho que la disciplina sea un deporte muy seguro.

Desde la categoría alevín hasta senior, los equipos de judo de KSV están volcados en una óptima puesta a punto para reanudar las actividades, en cuanto así se decrete. A corto plazo, desde la escuela se espera para la promoción de cinturones oficiales de grado para los más jóvenes, añadiendo la realización de cursos formativos preparatorios para la categoría cadete de cara al acceso al primer dan esta próxima primavera. En cuanto a los judocas infantiles, y cadetes no han parado de entrenar desde marzo, al aire libre, con distancia y en burbujas por parejas.

La responsabilidad se ha visto reflejada en los próximos planes de futuro pues ahora, los deportistas de categoría infantil y cadete esperan con especial ilusión los campeonatos de lucha y lucha sambo en la localidad de Maracena el próximo día 14 de marzo, una prueba andaluza que será clasificatoria para el nacional.

León Granda, presidente de Alianza KSV Syngenta, ha manifestado que “la responsabilidad de los deportistas hace del judo un deporte seguro. También la de sus familias. La distancia, la mascarilla, los grupos burbuja han hecho del judo un entorno seguro y saludable”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios