Economía

BBVA mejora su previsión de resultados en 2020 gracias a México

  • El consejero delegado, Onur Genç, cree que los ingresos recurrentes crecerán en el segundo semestre gracias a la recuperación del crédito

  • Prevé volver a pagar dividendo en 2021

Onur Genç, consejero delegado de BBVA Onur Genç, consejero delegado de BBVA

Onur Genç, consejero delegado de BBVA

En una presentación para inversores y con motivo de la participación del consejero delegado. Onur Genç, en una conferencia organizada por Bank of America (BofA), BBVA ha elevado las  previsiones de resultados del banco para el conjunto de 2020, gracias principalmente a la mejora en la evolución del negocio en México.

Los ingresos recurrentes del grupo en euros constantes crecerán en el segundo semestre con respecto al primero, gracias a la recuperación del crédito minorista y a la gestión de precios. Asimismo, BBVA prevé batir sus expectativas de reducción de costes para el año 2020 y mejora sus perspectivas del coste del riesgo, hasta situarse en un rango entre el 1,5% y el 1,6% en el acumulado del año, gracias a una mejor evolución en México. El Grupo prevé cerrar el ejercicio con un ratio de capital CET1 ‘fully loaded’ por encima del rango objetivo y su intención es reanudar la remuneración al accionista, una vez que se elimine la recomendación existente por parte del supervisor y se disipen las incertidumbres por la Covid-19.

En su discurso ante los inversores, Onur Genç ha explicado que BBVA afronta los desafíos de la coyuntura actual desde una posición de fortaleza, que se concreta en cuatro aspectos: la fortaleza y baja volatilidad del margen neto; una sólida posición de capital y la demostrada capacidad de generar capital orgánicamente; una cómoda posición de liquidez; y la digitalización como ventaja competitiva.

Su presentación muestra una mejora en las previsiones de resultados del Grupo BBVA para el segundo semestre de 2020, comenzando por un crecimiento de los ingresos recurrentes en euros constantes con respecto al primer semestre, gracias a la recuperación del crédito minorista y a la gestión de precios. El grupo también prevé una mejora del control de costes en la segunda mitad del año por encima de lo esperado.

Genç ha anunciado, asimismo, una mejora del coste del riesgo estimado para el año 2020, que se situará previsiblemente en una horquilla comprendida entre los 150 y los 160 puntos básicos, frente a un rango estimado anteriormente de 150-180 puntos básicos. Esta mejora de la previsión obedece a un comportamiento mejor de lo esperado de las moratorias de crédito en México.

Con respecto al ratio de capital, las nuevas previsiones apuntan a que el ratio CET 1 ‘fully loaded’ terminará el año por encima del rango objetivo (entre 225 y 275 puntos básicos sobre su requerimiento del 8,59%), gracias a la capacidad de generar capital, a algunos impactos regulatorios positivos pendientes y a las operaciones corporativas que aún no se han cerrado, como son la venta de BBVA Paraguay y la ‘joint venture’ con Allianz en materia de seguros no vida en España.

Remuneración al accionista

La intención de BBVA, por otro lado, es reanudar el pago de dividendos en 2021, una vez que se elimine la recomendación existente por parte del supervisor y se disipen las incertidumbres por la Covid-19. Se evaluará la mejor manera de remunerar a los accionistas, incluyendo no solo dividendos, sino también una posible recompra de acciones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios