Economía

La hora de Andalucía

Juan Bravo, consejero de Hacienda, con Javier Targhetta, comisario del salón, y Rogelio Velasco, consejero de Economía; en segundo plano, Javier González de Lara, presidente de la CEA Juan Bravo, consejero de Hacienda, con Javier Targhetta, comisario del salón, y Rogelio Velasco, consejero de Economía; en segundo plano, Javier González de Lara, presidente de la CEA

Juan Bravo, consejero de Hacienda, con Javier Targhetta, comisario del salón, y Rogelio Velasco, consejero de Economía; en segundo plano, Javier González de Lara, presidente de la CEA

Cerró, con éxito de público y participantes, el tercer Mining and Minerals Hall, y lo hizo con un panel de clausura en el que estuvieron juntos el consejero de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad, Rogelio Velasco, y el de Hacienda, Industria y Energía, Juan Bravo.

Ambos, en un tono relajado, dedicaron su tiempo a vender Andalucía –más allá de lo estrictamente minero–, igual que otro de los participantes, el presidente de la CEA, Javier González de Lara. El máximo responsable de los empresarios andaluces afirmó que tras el cambio político “ahora es el momento de Andalucía. Nunca hemos tenido un momento mejor para la región desde el punto de vista de las oportunidades y también desde el punto de vista de la confianza que da la administración. No es una crítica a nadie, los anteriores han hecho lo que han podido”.

Pero, para González de Lara, “la estabilidad, la confianza y seguridad jurídica” que transmite el Ejecutivo andaluz hace que las cosas sean diferentes ahora. Bravo, por su lado, mencionó también, como ventajas para el inversor (era de lo que se trataba, de convencerlo), la estabilidad presupuestaria, “el fin del agravio fiscal a Andalucía” y la simplificación de los trámites administrativos.

Para González de Lara la región “vive el mejor momento en cuanto a oportunidades”

Esto último, admitió, es una asignatura pendiente y fió la salida a la maraña (que, afecta, y mucho, a la minería, como el consejero pudo percibir en su visita al salón) a la creación de la figura de los project manager, que se reunirán con el Consejo de Gobierno cada dos meses, distribuidos en once equipos que analizarán “40 o 50 proyectos estratégicos”. También abogó por crear sinergias entre funcionarios y personal de la empresa privada con reuniones periódicas de equipos para analizar las tramitaciones.

Rogelio Velasco, por su lado, señaló que la región “tiene una posición magnífica en lo geográfico para acoger nuevas tecnologías asociadas a las energías renovables” o 26 grados de ingeniería en nueve universidades con profesores que son de primerísimo nivel. Más allá de lo andaluz, a nivel nacional, se refirió a que España tiene “más red de fibra óptica que Alemania, Francia, Italia y Portugal juntas, sólo superada por Japón y China”. Y justificó esta retahíla de datos positivos en que “hacemos bien muchas cosas y no lo sabe nadie porque no se difunde”.

El moderador, Javier Targhetta, comisario del evento y consejero delegado de Atlantic Copper, abundó aún más en la idea de la tierra de oportunidades: “No conozco ninguna región tan atractiva para invertir como Andalucía y conozco muchas”. También intervino en el panel Carmen Becerril, presidenta del operador del mercado ibérico de la energía, Omel, quien se mostró optimista sobre el papel de la gran industria en la transición energética, al involucrarse ella misma en los procesos de producción de electricidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios