Declaración institucional

Roquetas apoya la declaración del Asperger como discapacidad social

  • El Pleno aprobó por unanimidad en su última sesión una declaración institucional en este sentido

  • Acaba de finalizar el programa 'Juntos somos capaces', por el que siete personas con Asperger han trabajado desde enero en distintos servicios municipales

Imagen del Pleno en el que se aprobó la declaración institucional. Imagen del Pleno en el que se aprobó la declaración institucional.

Imagen del Pleno en el que se aprobó la declaración institucional. / D. A.

El pleno de Roquetas de Mar aprobó en su última sesión por unanimidad una declaración institucional en apoyo al reconocimiento del síndrome Asperger como discapacidad social, a instancias de la Asociación Asperger Almería.

La declaración, según explica la concejal de Familia, Loles Moreno, establece que el reconocimiento como discapacidad social del síndrome Asperger “tiene como objetivo convertirse en una herramienta útil, y abierta a la colaboración, que ayude a prevenir y corregir situaciones de exclusión social”.

“El Síndrome de Asperger es un trastorno severamente incapacitante, crónico, que perdura toda la vida, equiparable en evolución y pronóstico al Autismo y que, por su asociación con otros trastornos psiquiátricos, problemas de aprendizaje requerirá una valoración individualizada de cada caso para considerar el grado de afectación funcional individual, familiar y social de tal manera que las ayudas se ajusten a cada caso”, describe la solicitud.

El Síndrome de Asperger es un trastorno severamente incapacitante, crónico, que perdura toda la vida, equiparable en evolución y pronóstico al Autismo y que, por su asociación con otros trastornos psiquiátricos, problemas de aprendizaje requerirá una valoración individualizada de cada caso

De esta forma, el Ayuntamiento de Roquetas de Mar refuerza su apoyo a la Asociación Asperger Almería, con la que mantiene una estrecha relación. Esta declaración institucional coincide de hecho con la finalización del programa “Juntos somos capaces” llevado a cabo por el consistorio, la asociación y la Fundación Mapfre, con la asistencia técnica de la Fundación Konecta, y a través del cual se ha fomentado la inclusión laboral de siete miembros de la asociación en servicios municipales. Desde el pasado mes de enero, estos siete jóvenes han trabajado en el Ayuntamiento de Roquetas de Mar, en los departamentos de Electricidad, Deportes, Biblioteca, Oficina de Turismo y Jardinería.

El convenio ha tenido como objetivo la normalización e inclusión social y laboral de personas con discapacidad intelectual, social o enfermedad mental mediante su integración en la estructura, normas y valores de una organización que les permita conocer el contexto en que se desarrolla una ocupación, así como por un acercamiento al mundo laboral para facilitar su incorporación al mercado de trabajo.

El concejal de Gobierno interior y promoción cultural y deportiva, José Juan Rodríguez, valora este programa como “una experiencia verdaderamente magnífica”. “Estos trabajadores han regalado su profesionalidad y también su cariño, y han dado humanidad y dejado su huella en cada uno de estos servicios por lo que hoy nos hemos despedido de ellos con muchísima nostalgia y con el deseo de que estos esfuerzos para lograr su inclusión laboral continúen con la incorporación definitiva de estos jóvenes en el mercado de trabajo con un empleo estable, y si es en la administración pública, mejor”, subraya el concejal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios