Vivir

La Cubana actuará en la próxima edición del Festival de Teatro de El Ejido

  • La compañía estará del 6 al 9 de junio en el Auditorio Municipal dentro de la muestra ejidense que este año se celebra desde el 17 de mayo al 15 de junio

Si hay una compañía que forma parte de la historia de los más de 40 años del Festival de Teatro de El Ejido esa es La Cubana. La compañía regresa después de seis años a esta muestra ejidense y lo hará del 6 al 9 de junio con su representación Adiós Arturo.

El Festival se celebrará durante un mes, concretamente del 17 de mayo al 15 de junio donde aglutinarán obras de teatro de calle, grandes compañías e intérpretes destacados del panorama nacional.

La Cubana es uno de los platos fuertes de esta nueva edición que ya cumple su 42º edición. Adiós Arturo es una obra que está actualmente en gira por el territorio nacional.

Este funeral de La Cubana será un canto a la vida. Este funeral de La Cubana será un canto a la vida.

Este funeral de La Cubana será un canto a la vida.

La Cubana empleará en esta obra, como en tantas otras, el factor sorpresa y de su particular forma de hacer humor. Adiós Arturo habla de la muerte a los 101 años de un polifacético artista muy famoso internacionalmente, Arturo Cirera Mompou. El público conocerá el verdadero guion de la vida de éste conocidísimo escritor, pintor, escultor, coleccionista de arte, poeta, compositor musical, dramaturgo, actor y director. En esta historia se tratará los dobles guiones de la vida, los que quieren que se conozca y los que no. Adiós Arturo es un canto a la vida y de cómo hay que vivirla intensamente, dejando en evidencia todas las convenciones sociales. No faltará la participación del público en esta representación.

Hace seis años, la compañía celebró un bodorrio, que hace alusión a una ceremonia con ostentación y con una gran presencia de invitados. La Cubana no fue al Auditorio de El Ejido para conmemorar un enlace cualquiera y montó sus Campanadas de boda por todo lo alto. Una de las novedades de esta representación fue la incorporación de la cuarta pared para en una segunda parte de la representación volver a La Cubana de siempre. de interacción con los asistentes, descuadrar al público y metérselo en el bolsillo. La compañía catalana convirtió el Auditorio Municipal de El Ejido en un enlace matrimonial en el que los actores no fueron los únicos protagonistas. Campanadas de boda pasó de ser una obra de teatro a una celebración. La Cubana consiguió desde un primer momento conectar con el público con referencias ejidenses y de la provincia. El trabajo de adaptación de la historia a los apuntes locales fue muy bien valorado por los asistentes.

Algunas píldoras del Festival se presentarán en la próxima Feria Internacional del Turismo, FITUR. El pasado viernes ya se decidió el cartel que será la imagen durante este año de la muestra de artes escénicas ejidense.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios