Vivir

Los pueblos de la provincia vistos a través de los ojos de un viajero chileno

  • César Aguilera se dedica en tiempo y alma a fotografiar en la provincia aparte de ejercer su profesión de camarero en la capital almeriense. Es seguidor de la UD Almería

César Aguilera en Abrucena César Aguilera en Abrucena

César Aguilera en Abrucena / Javier Cortés

Pocos son los viajeros que ocupan su tiempo libre en conocer pequeños pueblos, sino que lo que viene siendo más habitual es irse fuera de la provincia y del país. Una de las personas que más le seduce este tipo de viajes es a César Aguilera, un chileno que hace más de 15 años llegó desde Chincolco, una de las regiones más importantes de su país hasta Almería.

Al llegar a la ciudad, se puso a buscar un trabajo en la Plaza San Sebastián, en el Barea y empezó a descubrir Almería. Ahí empezó a enamorarse de la ciudad y de su provincia.En estos años ha visitado y fotografiado más de 80 pueblos de la provincia. De entre ellos le han marcado al menos cuatro de ellos.

De cada uno se ha fijado en distintos detalles que le hacen inconfundibles no reconocerlos. De Laujar, le encantaron su río y sus comidas. De Chercos, el poder imaginar que en algún momento vivió mucha gente en ese municipio con casas colgadas en la ladera. De Lucainena de las Torres le encantó como cuidan el pueblo y sus calles. De Velefique le gustó la amabilidad de la gente y las casas de piedra, y remarca que sobre todo en época de invierno cuando se le da uso a la chimenea.

Lo que especialmente le atrae de estos viajes es el poder conocer pueblos olvidados o poco conocidos y es que en estos años ha estado en muchos lugares de la provincia los cuáles le ha permitido conocer a centenares de habitantes de pueblos, que le han tratado de forma muy positiva y siempre ha aprendido algo. Muchos de ellos le han abierto las puertas de sus casas y ha podido degustar comidas típicas de cada zona: pipirranas, cocidos, ajoblancos, gurullos, trigos, carnes asadas y pescados frescos, con lo que ha ampliado su recetario de comidas en este tiempo.

No solo le gusta y conoce la provincia de Almería, sino que también es un experto en gran parte de la geografía andaluza, especialmente de los pueblos blancos de Cádiz, los cuáles ha plasmado en sus trabajos para las redes sociales y dónde es muy seguido por centenares de chilenos.

En su vida no solo saca tiempo para la fotografía y mejorar en la gastronomía, sino que también sigue mucho los eventos deportivos. Es seguidor acérrimo de la UD Almería y del Cobreloa, un equipo que representa a los mineros y a su ciudad, Chincolco, que se encuentra en medio del desierto de Atacama. Esos paisajes que sigue recordando tras sus continuos viajes por la geografía almeriense.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios