Almería

Las Cámaras de Comercio de Almería, Alicante y Murcia defienden el Corredor Mediterráneo

  • En contra también de cambio de rumbo en el diseño las de Cartagena, Lorca y Orihuela

El AVE, en Málaga El AVE, en Málaga

El AVE, en Málaga

Las Cámaras de Comercio de Almería, Alicante, Murcia, Cartagena, Lorca, y Orihuela han celebrado un encuentro de presidentes en defensa del Corredor Mediterráneo en su actual trazado por el litoral.

Este encuentro, por vía telemática, se ha producido a instancia del presidente de la Cámara de Comercio de Almería, Jerónimo Parra, para quién es crucial “sumar esfuerzos y apoyos para hacer frente a estrategias e a informaciones y que ponen sobre la mesa una posible modificación en el trazado actual del Corredor Mediterráneo.

 En esa línea, las seis Cámaras consideran un “sinsentido” cualquier cambio que afecte al trazado a su paso por el Sureste español y que se postule cualquier alternativa de comunicación diferente a la ya aprobada, en el marco de financiación de la Unión Europea, para el Corredor Mediterráneo.

Y esa dirección, las Cámaras reunidas en apoyo al Corredor Mediterráneo, quieren poner en valor una defensa común de esta infraestructura clave para el conjunto del sureste español y sus respectivos territorios.

Al término de la reunión, el presidente de la Cámara de Almería, cuya iniciativa de aunar esfuerzos y dar un primer paso con este encuentro de Cámaras que comparten reivindicaciones y necesidades, se ha mostrado satisfecho de la unidad de los empresarios mostrada por los territorios representados (que suman tres millones de habitantes) y ha destacado que “una posición común nos refuerza a todos y a cada uno”.

Miguel López Abad, presidente de la Cámara de Comercio de Murcia sostiene que ya existe un amplio consenso y unos plazos comprometidos sobre el Corredor Mediterráneo en su trazado original, a los que no vamos a renunciar con nuevos planteamientos que nos distraigan del objetivo inicial. Además, queremos insistir en la necesidad de aprovechar los fondos europeos para acelerar las obras de una infraestructura que beneficia al conjunto del país y especialmente al sector exportador y al turismo en un momento en el que ambas actividades se han visto gravemente castigadas por la pandemia".

 El presidente de la Cámara de AlicanteJuan Riera, ha afimado que “sin entrar a calificar la propuesta, puede ser perjudicial que sin estar terminada la primera opción se abran nuevos frentes que generen dudas y ralenticen más la puesta en marcha del Corredor Mediterráneo".  

"No nos oponemos a un segundo Corredor, siempre que se ejecute una vez esté en funcionamiento el trazado litoral ya aprobado por la Unión Europea. Abrir nuevas opciones en este momento no va a servir a las empresas de Almería, Murcia y Alicante sino más bien al contrario puede retrasar las obras y alargar aún más los plazos. El Corredor Mediterráneo es una obra clave para vertebrar el litoral sureste de España y facilitar la conexión ferroviaria de alta calidad con Europa”.   

 En la misma línea se pronuncia el presidente de la Cámara de Lorca, Juan Francisco Gómez, al afirmar que “el Corredor Mediterráneo es una conexión necesaria e imprescindible para la cohesión territorial. Pero de nada sirve tener unos tramos terminados y otros no, y que pasen los años sin inversión y con paralizaciones a consecuencia de cambios políticos. La inversión que exigimos llega desde Francia hasta Algeciras. Con prioridad en el sureste que estamos sufriendo la falta de comunicaciones. El corredor mediterráneo es un desafío territorial que se debe abordar ya.

 Además, ahora es más necesario que nunca, pues ayudaría a las empresas a ser más competitivas ante esta crisis económica consecuencia de la pandemia y a tener unas comunicaciones modernas, limpias y sostenibles, optimizando costes y tiempo.

La falta de inversión y la demora en las obras hacen que esta infraestructura sea, de momento, un proyecto en ‘construcción’ y es lo que no nos podemos permitir. El sector privado tenemos que exigir su ejecución inmediata, ha añadido.

 En el transcurso de este encuentro telemático, el presidente de Cámara Orihuela, Mario Martínez, por su parte, ha manifestado, que el Corredor Mediterráneo es una infraestructura que llevamos años esperando y “no tiene sentido plantear ningún trazado distinto al previsto y aprobado por Bruselas”. El responsable oriolano ha asegurado que “nuestras empresas necesitan esta infraestructura para crecer y para no quedar fuera de los canales de comunicación con España y con Europa” y ha añadido que, en el caso de la Vega Baja del Segura, es “fundamental” que al mismo tiempo que se desarrolla el Corredor Mediterráneo “se ponga en marcha el intercambiador de mercancías previsto crear en la denominada Zona de Actividades Logísticas a ubicar en el entorno del municipio de San Isidro”.

 Miguel Martínez Bernal, presidente de la Cámara de Cartagena, ha subrayado la necesidad estratégica del Corredor Mediterráneo en su actual trazado por el Litoral a la vez que ha hecho hincapié en la importancia de los tiempos y del cumplimiento de los plazos para que esta infraestructura sea una realidad además también haga una apuesta por la conexión con los Puertos.

Los seis presidentes han coincidido en subrayar el valor añadido del Corredor Mediterráneo como factor de cohesión territorial y económica y ha reafirmado la necesidad de acelerar las obras.

Los presidentes de las Cámaras también han abordado en su reunión de esta mañana la situación actual del AVE Almería Murcia y han mostrado su preocupación el ritmo lento en la ejecución de las obras que podría poner en peligro el plazo de finalización.

 También han reclamado la agilización del tramo Pulpí-Lorca, actualmente, paralizado.

Los presidentes de la Cámara de Almería, Jerónimo Parra, de la Cámara de Murcia, Miguel López Abad, de Alicante, Juan Riera, de Cartagena, Miguel Agustín Bernal, de Orihuela, Mario Martínez, de Lorca, Juan Francisco Gómez se han comprometido a continuar atentos al desarrollo de las obras del AVE en este ámbito territorial y de forma especial a cualquier movimiento o posibilidad que implique un cambio de rumbo del actual diseño del Corredor Mediterráneo.

Todos los presidentes se han mostrado satisfechos con esta iniciativa de unir esfuerzo entre Cámaras como instituciones empresariales desde las que poder afrontar la defensa del interés común en beneficio de cada uno de los territorios,   en infraestructuras que son de interés común.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios