Almería

Cuidadoras en casa y ludotecas, un respiro familiar que ofrece Altea

  • La asociación se vuelca en ofrecer ayudar a las familias con hijos autistas con el fin de facilitar el ocio y el tiempo libre de los padres

Una educadora juega con niños con TEA. Una educadora juega con niños con TEA.

Una educadora juega con niños con TEA. / d.a

Las familias que tienen bajo su responsabilidad el cuidado de una persona con Trastorno del Espectro Autista (TEA) tienen las mismas necesidades que el resto de familias, sin embargo, es fácil que se centren en el cuidado del familiar, descuidando necesidades propias. Cuidar al cuidador para que la vida personal y familiar se desarrollen de forma positiva, es una de las prioridades para la asociación Altea, que en apoyo a las familias ha desarrollado el programa de Respiro Familiar al que se pueden acoger todos los socios de la asociación. El fin de este programa es ayudar a las familias en su atención a las personas con autismo. Los principales objetivos que pretende cubrir la iniciativa de Altea son proporcionar a las familias servicios que les permitan disfrutar de momentos de descanso, ocio, tiempo libre o para atender situaciones que puedan surgir de manera inesperada; intenta evitar las sobrecargas familiares y favorecer la inclusión de personas con autismo; persigue facilitar la conciliación de la vida personal, familiar y laboral, prestando una atención temporal a su familiar con diversidad funcional. Por lo que, el programa beneficia tanto a las familias como a las personas a las que se dirige el servicio (persona con autismo) a quien se le ofrecerán servicios por parte de personal cualificado, conocedor de las necesidades de estas personas. Actualmente, entre los servicios que ofrece el Programa de Respiro Familiar de Altea se incluyen: Servicio de apoyo puntual a domicilio; es un servicio individual. Se presta para dar respuesta a demandas concretas de las familias, su duración es de horas, depende de la necesidad familiar. Es un servicio que se adapta a la persona a la que se dirige, ya que se ofrece en su propio domicilio, por lo que la persona está en un entorno conocido, en el que se siente cómodo y adaptado a sus necesidades. Ludoterapia, un servicio compartido, en grupos de dos a cinco niños. Se desarrolla en salas adaptadas y que cuentan con recursos y materiales también adaptados para nuestros/as niños. La asociación cuenta con una ludoteca en Calle Álvarez de Soto Mayor, junto a la Policía Local en Viator (Almería)

Así como el programa de Acompañamientos Temporales, es un servicio que consiste en acompañar a la persona con autismo al centro donde habitualmente acude (escuela, centro ocupacional, clínica, hospital…). El Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) es un trastorno del desarrollo que ha sufrido un aumento en número de casos en las últimas décadas realmente asombroso. Los Center for Disease Control de Atlanta, señalan que, el número estimado de casos de TEA ha pasado de 1 en cada 2.500 nacimientos vivos (en la década de los 1990) a uno de cada 67 . A finales de 2009, los últimos datos del Instituto Nacional de Salud Mental señalaban que uno de cada 67 niños desarrollaría un TEA. Es desde hace unas décadas, cuando el autismo pasa a estar más presente en la sociedad. Al tratarse de algo, relativamente reciente, la sociedad no se encuentra lo suficientemente informada ni adaptada, algo por lo que lucha Altea.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios