DIARIO DE ALMERÍA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Opinión

Adriana Valverde

15 medidas urgentes

Tras más de 20 días de estado de alarma, el alcalde y el PP solo han planteado aplazar los problemas

La capital de Almería sufre de manera especial los efectos de la crisis sanitaria, económica y social, al tratarse de una ciudad de servicios que tiene en el comercio, la hostelería y el turismo sus pilares económicos. Son 3.065 los nuevos desempleados registrados en marzo en la capital, con lo que superamos ya los 21.000 parados. Estas personas y las que continúan trabajando con la incertidumbre de qué pasara en los próximos meses, necesitan una respuesta cuanto antes a sus preocupaciones y miedos por parte del Ayuntamiento. El Grupo Municipal del PSOE ha preparado un paquete de medidas que puede adoptar el Ayuntamiento y que el alcalde tiene en sus manos para ponerse al lado de autónomos, pymes, empresas y emprendedores, de familias y de trabajadores. Entre ellas, están las de eximir en 2020 del pago de la tasa de basura a autónomos, pymes y empresas afectadas, bonificar el IBI a los comerciantes y titulares de otros negocios que son propietarios de los locales en los que trabajan, y librar del pago de terrazas a hosteleros, de reservas de carga y descarga, o de vados a los negocios afectados. También tiene a su alcance ayudar a las familias, reduciendo el IBI y bajando la tasa de basura a los colectivos más vulnerables.

El Ayuntamiento tendría que aplicar estas y otras medidas fiscales urgentemente, y mantenerlas en años sucesivos, en función del ritmo de recuperación económica y social tras la crisis y bajo un diagnóstico anual de esa recuperación y de los efectos de la implantación de dichas iniciativas.

Es muy importante que estas medidas se reflejen en la revisión del presupuesto municipal para 2020 porque, si antes ya no servía para atender las necesidades de Almería y los almerienses, tras el paso del coronavirus, está completamente desfasado. El equilibrio presupuestario es posible porque el Ayuntamiento cerró 2019 con más de 16 millones de euros de superávit y el Gobierno de España ha autorizado una ampliación del uso de ese dinero para acciones de promoción social, empleo y otras cuestiones.

Sin embargo, tras más de 20 días de estado de alarma, el alcalde y el PP solo han planteado el aplazamiento de los problemas, olvidando la imperiosa necesidad de los almerienses de empezar a ver soluciones ya. Confiemos en que el alcalde ponga estas medidas en marcha para dar solución a los problemas económicos y sociales llegados como consecuencia del COVID-19 a nuestra ciudad.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios