A brasa

Llarena abandonado, el Estado vilipendiado, los españoles humillados y Franco en primera plana de los periódicos del mundo. Y todo por un sillón en la Moncloa, una pensión y un ego patológico.

Las leyes de Mendel y el spray

El sujeto delirante y necio apenas podrá distinguir donde falló el genoma. De nada le ha valido haber leído y "escribido" sobre el genoma y el ADN.